Trucos para no picar entre horas


Muchas veces por nuestro día a día tenemos una ansiedad que nos hace caer en la tentación de picar, comer algo, por la ansiedad que sentimos.
Te traigo estas pautas a ver si te ayudan.

Recordad, no soy nutricionista, ni médico, etc. son ideas recogidas en revista, que anoto para mejorar mi día a día.




Decálogo para no picar entre horas.
1.- Sigue la norma de las tres horas.
                No deben pasar más de tres horas entre cada comida. (5 comidas al día)
Si te saltas alguna comida, la glucosa cae y tendrás ansias por comer para compensar.

2.-Sacia sin peligrar tú peso.
Comer poco no significa adelgazar. Debes comer ligero pero dejando el estómago lleno.
Procura que en todas tus comidas haya proteína (carne, pescado, legumbres y fibra (verduras, frutas, frutos secos). Retardan el vaciado gástrico (elige la versión más ligera, integrales, etc)

3.-Sustituye el café por infusiones.
Sustitúyelo por infusiones de pasiflora y amapola, o melisa y lúpulo. Proporcionan relax y bienestar. Prueba 4 días seguidos, verás como ya sientes menos hambre o ansiedad.

4.-Intenta que los menús llenen sin engordar.
Los azúcares de un alimento pasan a la sangre, si es algo, el hambre reaparece poco después de comer (azúcar, pan blanco, arroz blanco, bollería…)
Consume cereales integrales, legumbres, frutas y verduras.

5.-Evita sabores con poder adictivo
                La sal y azúcar, son altamente adictivos.
Evita también el glutamato monosódico. Lee las etiquetas y no consumas productos que tengan este aditivo.

6.-No te prives de caprichos ( o aumentará tu ansiedad)
Busca alternativas saludables, chocolate por algarroba, (su sabor es parecido y es rica en fibra)
Prepara tus chips con verduras y hortalizas, córtalas con una mandolina muy finas y hornea (horno o micro)

7.-Consume Avena y otros alimentos de efecto calmante.
Avena, plátano, naranja. Etc.

8.- Engaña a tu cerebro para que te llene.
La misma cantidad de alimento pero en un plato más pequeño. Da la sensación de más lleno.

9.- Agua para comer y cepíllate los dientes.
A veces confundimos el hambre con la sed. Antes de picar bebe agua. (dos o tres vasos)
Lávate los dientes cuando tengas ganas de picotear. El frescor invade la boca y deja las pupilas gustativas satisfechas.

10.- Si sucumbes al picoteo, opta por:
Pipas: 20 unidades sin tostar ni freír, sin sal y peladas.
Dátiles con jamón (2-3 unidades)
Palomitas caseras

Gominolas naturales, frutas desecadas. 

Mobusi